HISTORIA DE LA SIERRA DE SAN VICENTE

LA SIERRA DE SAN VICENTE

La Sierra de San Vicente se ubica al noroeste de la provincia de Toledo, está en el límite con las de Madrid y Ávila. Es una pequeña serranía localizada entre los valles de los ríos Tiétar y Alberche, da nombre a una comarca formada por unos veinte pueblos de carácter rural.

Esta región fue habitada desde el Paleolítico hasta la actualidad ininterrumpidamente, pasando por cada una de las época históricas en la península ibérica: prehistoria, vettones, romanos, visigodos, musulmanes, reconquistadores. De todas las fases históricas han quedado como testigos gran número de piezas arqueológicas (muchas de ellas recogidas en el Centro de Interpretación de la Naturaleza y Patrimonio Histórico de la Sierra de San Vicente.

El nombre de Sierra de San Vicente y de la comarca deriva de una tradición que afirma que en una cueva de esta sierra se escondieron los hermanos mártires Vicente, Sabina y Cristeta, y se escaparon de Talavera de la Reina huyendo de las persecuciones de un gobernante romano llamado Diocleciano , luego se marcharon a Ávila esperando escapar, pero fueron martirizados, posteriormente se les elevó a la categoría de santos y se encuentran actualmente enterrados en la imponente iglesia románica de San Vicente.

Otro hecho histórico y que en la actualidad se recuerda con una figura de él, es a un guerrero de la época romana Viriato, lusitano de nacimiento y enemigo del Imperio Romano que luchó y acampó en estas tierras durante las famosas guerras lusitanas.

También hasta el día de hoy se conservan un par de castros amurallados y representaciones en piedra de verracos, otro punto a mencionar es que se dice que en la Sierra se daba culto a la Diosa Venus , ya que algunos historiadores identifican a la Sierra de San Vicente como Montaña de Venus, ya que en ella los romanos adoraban a esta diosa.

También se encuentran castillos y torres defensivas que fueron primeramente árabes y posteriormente empleados en la reconquista. No debemos olvidar los restos del Convento de los Carmelitas y su antecesora ermita del promontorio de San Vicente. Muy cerca al Convento hay unas construcciones de piedra llamadas pozos de nieve, donde se fabricó por muchos años el denominado hielo para Talavera.

La historia de la Sierra San Vicente es muy rica y variada, el lento crecimiento de la comarca y debido a que no se ha desarrollado muchas industrias en la zona ha favorecido en gran medida a la conservación de restos arqueológicos de todas las culturas que se han ido instalando en la comarca con el correr de los siglos.

La historia de la Sierra San Vicente es muy rica y variada, el lento crecimiento de la comarca y debido a que no se ha desarrollado muchas industrias en la zona ha favorecido en gran medida a la conservación de restos arqueológicos de todas las culturas que se han ido instalando en la comarca con el correr de los siglos.

RESERVA TU MESA AHORA

Y consigue un regalo indeterminado
RESERVAR LA MESA